Si compras antes de las 13h se enviará hoy
ENVIO GRATIS PARA TODOS LOS PEDIDOS
INICIAR SESIÓN INICIAR SESIÓNRegistrarse



¿Has olvidado tu contraseña?



INICIAR SESIÓN

Disculpa, tu dirección de email o contraseña es incorrecta

Tu cesta está vacía

SUB TOTAL
0,00€
Bienvenido a nuestro blog

¡Cuidado con la espalda!

cuidado-con-la-espalda

Al menos alguna vez habréis sentido dolor en la parte baja de la espalda y en la zona de los lumbares, probablemente después de haber hecho algún movimiento extraño o de haber permanecido de pie mucho tiempo. Pues bien, estos dolores se pueden prevenir y evitar. Así que, en el post de hoy, os voy a hablar un poquito más de estas dolencias y a explicaros cómo reducirlas.

¿Por qué ocurren los dolores?

 

Normalmente sucede después de levantar objetos pesados, de estar durante mucho tiempo en una misma posición o debido a alguna lesión. Este dolor puede ser de corta duración o permanecer durante un largo periodo de tiempo. En cualquiera de los casos, tanto si se trata de un dolor lumbar como si es dolor de espalda, se puede prevenir y disminuir la incomodidad que producen.

Las principales causas de los dolores en la baja espalda son las siguientes:

Pequeñas fracturas en la columna vertebral Dolores musculares Ciertas enfermedades Malas posturas Problemas en ciertos órganos, como infecciones de riñón

¿Cómo prevenirlos y evitarlos?

Lo más importante es mantener siempre una buena postura. Para ello, debéis hacer lo siguiente:

Sentaos con la espalda recta y apoyada. Podéis usar un cojín o almohada si así estáis más cómodos.

Poned las piernas al mismo nivel que las caderas, es decir, los pies rectos y apoyados en el suelo, pero separados entre sí.

Mantened el cuello y la parte superior de la espalda lo más rectos posible, ¡pero sin sobrecargar!

Y relajad los hombros…

Tomaos los descansos que creáis necesarios cuando estéis sentados, así mejoraréis la circulación de la sangre y relajaréis los músculos.
Dormir en una buena posición también es importante porque una mala postura podría afectar a la salud de vuestra espalda. Así que procurad dormir de lado, con las piernas flexionadas (en posición fetal). Evitad todo lo posible dormir boca abajo, pues es la peor postura para dormir. Y si lo hacéis, colocad una almohada en la zona de la barriga, para reducir la carga en la espalda.
 

Ejercicios para fortalecer la espalda

 

Tanto si ya sufrís estos dolores, como si queréis prevenirlos, aquí os dejo unos ejercicios que podréis hacer para evitar las dolencias en la espalda baja. Además de hacer deporte regularmente, podéis hacer los siguientes estiramientos a diario.

 

Con los brazos cruzados y las piernas separadas y totalmente apoyadas en el suelo, haced sentadillas pero sin llegar a levantaros completamente.


Igual que la anterior, pero con las piernas estiradas, doblad el tronco hacia adelante, mirando hacia el suelo. ¡Mantened la espalda lo más recta posible! Coged aire al subir y soltadlo al bajar.
 

Acostaos en el suelo, apoyad los codos y dejad los brazos rectos. Levantad el pecho, formando una línea curva en la espalda.
 

Poneos a cuatro patas con las manos en línea recta y las rodillas separadas entre sí. Levantad al mismo tiempo el brazo izquierdo y la pierna derecha, y dejadlos los más rectos posibles. Luego hacedlos con el otro brazo y la otra pierna.
 

Podéis hacer hasta 10 repeticiones manteniendo la postura durante 5-7 segundos. Haced estos estiramientos sobre una superficie plana y estable, no sobre la cama.

Y Recordad...

Si se trata de un dolor de espalda crónico, acude a tu médico o profesional de la salud para tener un diagnóstico específico a tu dolencia, así como cualquier posible tratamiento que sea adecuado para ti.
 

Para fortalecer y para el buen mantenimiento de huesos y articulaciones, os sugerimos los suplementos de glucosamina. La glucosamina es un elemento necesario para  los cartílagos de las articulaciones y el tejido conectivo. Desafortunadamente, la edad o las heridas pueden reducir los niveles de esta sustancia en las articulaciones, dejando los tejidos vulnerables a daños, por ese motivo muchas personas buscan ayuda en estos suplementos como refuerzo.

Dejad vuestros comentarios y contadme si habéis notado la mejoría. Si conocéis otros estiramientos que puedan ayudar, compartidlos también.

¡Hasta pronto!


 

Otros artículos relacionados:

Jengibre para aliviar el dolor
Infografía - Glucosamina para el buen mantenimiento de huesos y articulaciones

 

Deja un comentario sobre este artículo

Dirección Email
Nombre
Comentarios


Comentarios

Atención: Las opiniones expresadas a continuación corresponden a los clientes de Simply Supplements. Simply Supplements no se responsabiliza de dichas opiniones, ni deben ser consideradas como consejo médico.

Sé el primero en comentar
 800 810 777
Simply Supplements Facebook
Simply Supplements Twitter
Simply Supplements Instagram
Simply Supplements Pinterest
Simply Supplements Google+
Simply Supplements Blog
Simply Supplements YouTube




© SimplySupplements™ 2018   Todos los derechos reservados

Show Bottom Menu
MÁS +

payment options
top of page